ADOREMOS A DIOS POR NUESTRA RESTAURACIÓN

Hechos 3:9-10 NTV | 9. Toda la gente lo vio caminar y lo oyó adorar a Dios. 10. Cuando se dieron cuenta de que él era el mendigo cojo que muchas veces habían visto junto a la Puerta Hermosa, ¡quedaron totalmente sorprendidos!

La historia de este hombre cojo de nacimiento me motiva tanto, porque me enseña que Dios tiene el momento oportuno para cada cosa y que siempre nos da conforme a nuestra necesidad y mucho más abundante, y esto me lleva a decirte que aunque algunas personas puedan menospreciarte por la condición en la que te encuentras, se les olvida que esto solo es un momento y hace parte del proceso que te está preparando para posicionarte en el lugar que Dios tiene reservado para ti. ¡No pierdas la fe, porque tu restauración está cerca!

NO PERMITAS QUE EL PROCESO MATE TU ADORACIÓN

El cojo estaba regularmente en la puerta del templo, pidiendo limosnas porque no se había encontrado con el Dios de la restauración. Cuando pasamos por diferentes procesos debemos cuidar esa parte de nuestra vida espiritual, porque podemos caer en el conformismo que nos lleva al letargo espiritual y pensamos que nuestra situación nunca va a cambiar, pero quiero decirte que ya Dios tiene una fecha establecida en tu vida, para que recibas el milagro y tu vida sea renovada. No te quedaras caído, Dios te levantará y MUCHOS SE SORPRENDERÁN EN LO QUE DIOS HARÁ EN TU VIDA, y aunque es duro decirte esto, para algunas personas les agradaría verte mendigar, porque sus corazones no resisten que otros sean bendecidos; pero por encima de estos, Dios te ha escogido como testigo del poder de su Espíritu Santo, y aquellos que vieron tu condición anterior y miren la actual se sorprenderán y dirán solo Dios lo pudo hacer. Amado lector, vienen cambios extraordinarios para tu vida, solo espera en Dios, porque Él lo que hace, lo hace perfecto, y romperá con toda limitación que le impida manifestar sus cambios, así que prepárate porque vas a recibir la doble porción, y testificaras de su poder sobrenatural.

Y teniendo asidos a Pedro y a Juan el cojo que había sido sanado, todo el pueblo, atónito, concurrió a ellos al pórtico que se llama de Salomón.

Hechos 3:11|RVR1960

La gracia de nuestro Señor Jesucristo sea con todos ustedes,
Fabio R. Ventura
http://www.caminandocomojesus.com

|Abreviaturas de las diferentes Biblias utilizadas:
NTV | Nueva Traducción Viviente
RVR1960| Reina-Valera 1960

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s