EL DESIERTO ES TU LUGAR DE ENTRENAMIENTO

Éxodo 3:4-6 RVR1960| Viendo Jehová que él iba a ver, lo llamó Dios de en medio de la zarza, y dijo: !!Moisés, Moisés! Y él respondió: Heme aquí. 5 Y dijo: No te acerques; quita tu calzado de tus pies, porque el lugar en que tú estás, tierra santa es. 6 Y dijo: Yo soy el Dios de tu padre, Dios de Abraham, Dios de Isaac, y Dios de Jacob. Entonces Moisés cubrió su rostro, porque tuvo miedo de mirar a Dios.

Dios llamó a Moisés mientras este se encontraba en el desierto pastoreando las ovejas de su suegro Jetro, y llegando al Monte Horeb se le apareció el Ángel de Jehová en medio de una zarza ardiendo, y viendo Moisés algo que nunca había visto, ya que el fuego no se consumía, decide ir a ver este acontecimiento sobrenatural, porque él no sabía que estaba ocurriendo y nunca antes había tenido una experiencia personal con Dios. Moisés nunca había visto la manifestación de Dios, pero ese día todo cambió de ser un día ordinario a ser un día extraordinario, porque el poder sobrenatural de Dios, se manifestó.

¿Que recibió Moisés en el desierto?, él recibió el entrenamiento necesario, para ser el líder que guiaría al pueblo hacia la tierra prometida.

VEAMOS ALGUNOS PUNTOS IMPORTANTES DE ESTE ENCUENTRO EN EL MONTE HOREB

1- REVELACIÓN DEL CONOCIMIENTO DE DIOS,
Mientras Moisés estuvo en el palacio nunca tuvo un encuentro personal con Dios, pero mientras caminaba solo en el desierto Dios le salió a su encuentro. En ocasiones Dios permite que atravesemos por el proceso para transformar nuestra humanidad, quebrantar nuestro corazón a la obediencia y hacernos sensibles a la voz del Espíritu Santo; pero también he notado que aun personas que amamos, Dios les permite que pasen por un desierto para romper con la dureza de sus corazones, y así reconozcan a Jesucristo como su Señor y Salvador.

Recuerda que tu casa tiene promesas. Hechos 16:31|Ellos dijeron: Cree en el Señor Jesucristo, y serás salvo, tú y tu casa. Y si Dios tiene que llevarlos al desierto para salvar sus almas, Él lo hará, así que no temas, porque toda tu casa será salva, y cada una de sus promesas, las cumplirá para gloria y honra de su nombre.

2- MOISÉS RECIBIÓ EL LLAMADO EN EL DESIERTO, NO EN EGIPTO ¿Por que? Porque cuando estamos rodeados de tanto lujo, en ocasiones nos es difícil dejar esa vida de comodidad para caminar en la perfecta voluntad de Dios. En ocasiones nos es necesario transitar por el desierto, para que aprendamos a depender exclusivamente de Dios, porque es allí donde nuestra confianza se verá aumentada, pese a todo lo difícil que podamos estar viviendo. Dios nunca nos abandona, y creo fielmente que en este desierto llamado crisis ocasionada por la pandemia que hoy día se está cruzando, Él está llamando a muchos de sus hijos como libertadores de estos tiempos; aquellos que se levantan con un espíritu diferente y se atrevan a conquistar las almas de todos aquellos que aún están atados a Egipto.

3- DIOS LE ENTREGÓ A MOISÉS UN DESTINO EN EL DESIERTO
Un proyecto que lo encaminaba al propósito, para el cual fue creado. Cuando Jehová le pide a Moises que se quite el calzado, le está haciendo entender que de ahora en adelante yo dirijo tus pasos, y tu destino será sacar al pueblo de Egipto y de sus costumbres paganas, y vuelvan a ser libres y llevarlos a la tierra prometida. Si piensas que tus días no tienen nada de especial, porque has caído en la rutina diaria, permíteme decirte que Dios tiene un destino para ti y tu familia, un proyecto de vida que bendecirá a muchos, así que cobra ánimo, porque vas camino a tu tierra prometida.

Amado lector: Tu temporada en el desierto está por concluir, porque el proceso no es para siempre es solo un lugar de transición donde estás recibiendo un entrenamiento para cumplir con tu llamado. Así que aprende todo lo que Dios te está enseñando en esta temporada, porque te será de utilidad para que puedas conquistar la tierra prometida. Vienen tiempos de cambio, y aunque te sacarán de tu zona de confort, los mismos no te destruirán, sino que de fortalecerán, hasta ver el cumplimientos de sus promesas de tu vida y de tu familia. Amén

La gracia de nuestro Señor Jesucristo sea con todos ustedes, Amén.
Fabio R. Ventura
http://www.caminandocomojesus.com

|Abreviaturas de las diferentes Biblias utilizadas:
Reina-Valera 1960|RVR1960

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s