CUANDO LA FE CAMBIA TU DESTINO

Josué 2:1-2|RVR1960 Josué hijo de Nun envió desde Sitim dos espías secretamente, diciéndoles: Andad, reconoced la tierra, y a Jericó. Y ellos fueron, y entraron en casa de una ramera que se llamaba Rahab, y posaron allí. Rahab era conocida por dedicarse al oficio más antiguo de la humanidad; ella halló gracia delante de Dios,…