Inicio

TU FUISTE PREPARADO POR DIOS PARA VENCER

1 Samuel 17:8 RVR1960|8 Y se paró y dio voces a los escuadrones de Israel, diciéndoles: ¿Para qué os habéis puesto en orden de batalla? ¿No soy yo el filisteo, y vosotros los siervos de Saúl? Escoged de entre vosotros un hombre que venga contra mí.

Vemos en este pasaje la demanda del gigante filisteo llamado Goliat, quien se anticipa a provocar al escuadron del Dios viviente, infundiéndole temor a los corazones del ejército de Israel; si vemos la descripción de este gigante en el pasaje, vemos que era humanamente difícil de enfrentar; él estaba aventajado en todas las áreas humanas, tenía experiencia de batallas, tenía fuerza, tamaño y valor, y su demanda pareciera estar logrando el propósito, ya que nadie del ejército, ni del pueblo de Dios se atrevía a enfrentarlo. El rey Saúl estuvo ofreciendo muchos beneficios, pero estos no fueron suficiente para levantar un hombre con tal valentía, pero Dios sí lo logró, él estuvo preparando al joven David en los campos ovejeros, y aunque para muchos este trabajo era insignificante y sin mayor esfuerzo, para Dios era la antesala, de mostrar y darle a conocer a los filisteos, que en Israel si había un hombre valiente, y que este le devolvería el honor, la identidad, la victoria, la confianza y la alegría que el pueblo había perdido.

NADIE PUEDE VENCER EL GIGANTE SIN ANTES PASAR POR UNA PREPARACIÓN, y Dios en muchas ocasiones usa los desiertos y duros procesos, para entrenar a sus escogidos, y estos puedan enfrentar los mayores desafíos, para luego ir y hacer la voluntad de quien lo eligió para tal asignación. Lo que hoy atraviesas no te puede matar y mucho menos detener, porque tu entrenamiento te hace un vencedor de gigantes, aunque estos te quieran intimidar. Recuerda que no dependes de tus fuerzas, sino de las fuerzas de Dios.

TUS ÉXITOS LOS OBTIENES DE DIOS
Cuando no sabes de dónde viene tu éxito, te puede llegar a pasar lo mismo que le pasó al ejército de Israel, a ellos se les olvido quien le daría la victoria; pero David fue entendido en los tiempos y enseguida discernio que en medio de este desafío, no estaban solo, sino que Dios estaba con ellos, y aunque al pueblo se les había olvidado la voz de Dios, y solo escuchaban la voz de su adversario, a él no se le había olvidado que Dios lo entregaría en sus manos, porque su altar de oración, le hacía mantener una convicción que Dios estaba con él.

En cada prueba, Dios siempre nos muestra la salida, si aprendemos a buscar su dirección. (Lea 1 Corintios 10:13). Así que Amado lector, busca la dirección de Dios porque ese gigante caerá en el nombre de Jesús, y aunque se pare y de voces, que esto es una característica de los gigantes, quienes lo hacen para intimidarte con su voz, no podrán tocarte, porque el Señor te ha cercado, a menos que rechaces la ayuda de Dios y quieras pelear con tus fuerzas. No entorpezcas los planes de Dios, tienes todo lo que necesitas para alcanzar el éxito, y no es por tus fuerzas, sino porque tienes a Cristo y si lo tienes a Él estás completo. No te dejes intimidar por la voz de la situación o del proceso, porque la voz de Dios trastorna y hace enmudecer el mundo espiritual. Confía en sus planes y sigue avanzando, porque fuiste escogido para cortarle la cabeza a Goliat.

Todo lo puedo en Cristo que me fortalece.

Filipenses 4:13|RVR1960

La gracia de nuestro Señor Jesucristo sea con todos ustedes,
Fabio R. Ventura
http://www.caminandocomojesus.com


|Abreviaturas de las diferentes Biblias utilizadas:
RVR1960 | Reina-Valera 1960

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s