TU VICTORIA DEPENDE DE DIOS Y NO DEL HOMBRE

1 Samuel 17:33 RVR1960| Dijo Saúl a David: No podrás tú ir contra aquel filisteo, para pelear con él; porque tú eres muchacho, y él un hombre de guerra desde su juventud.

El pueblo de Israel en los días del rey Saúl estaba enfrentando un gran reto, y este era defender el honor e identidad de los hijos de Dios, pero ninguno de los hombres de guerra se atrevió a poner su vida en juego por defender a su nación Israel. Sin embargo David un pastor de ovejas en ese entonces, pero lleno del Espíritu Santo tomó el desafío de aquel filisteo y gritarle a esos filisteos que en medio de una generación cobarde e incrédula, Dios todavía tiene sus escogidos que eran capaces de poner, aún su propia vida por dejar en alto el nombre de Jesucristo. Y esto es lo que necesitamos como pueblo de Dios, ser llenos del Todopoderoso Espíritu Santo, tal como nos lo dice “Hechos 1:8: pero recibiréis poder, cuando haya venido sobre vosotros el Espíritu Santo, y me seréis testigos en Jerusalén, en toda Judea, en Samaria, y hasta lo último de la tierra”.

RECHAZA LAS PALABRAS DE “NO PODRAS“

Estas fueron las primeras palabras que salieron de la boca de Saúl cuando vio a David, pero se le olvidó que no era David quien iba a enfrentar ese gigante, sino Jehová de los Ejércitos, quién iba a respaldar a su ungido. Muchos de los que hoy están leyendo este devocional han dejado de hacer cosas a la manera que Dios les dijo, solo porque alguien les dijo que de esa forma no darían frutos, y esto es un grave error, porque están visualizando el resultado basado en su humanidad, y no a la manera direccionada por Dios, porque el éxito que alcances no va ha ser por tu físico, por tu fuerzas, por tu educación o por tu economía, porque nada de esto te puede dar la unción que necesitas para vencer el gigante, sino que Jehová de los Ejércitos está contigo para pelear tus batallas, y esto te debe dar la seguridad para enfrentar cualquier reto debes saber que no es con tu fuerzas, que tu físico, economía y educación no te pueden dar la unción que necesitas para derribar el gigante, sino que Dios está contigo para pelear tus batallas y esto te debe dar la seguridad de enfrentar cualquier reto, por grande que sea, porque si Dios está en el asunto tu victoria está asegurada.

LA EXPERIENCIA ES IMPORTANTE, pero sin Dios de nada sirve. Cuando Saúl comparó a Goliat con David, hizo un análisis humano que le daba al gigante una victoria contundente, pero otra vez se equivocó el rey Saúl, porque no se trataba de razonamiento humano, cuando el ataque es espiritual. Amado lector, No dependas de tu experiencia para conquistar tus sueños, depende del poder del Espíritu Santo y verás como todo gigante que se opone a tu conquista será derribado por su poder. En ocasiones algunas personas se fijarán en tu apariencia y no en la unción que portas, porque el problema no está en que no crean en ti, sino en que crean que porque ellos no pueden, tu tampoco lo lograrás. Pero no hay mayor testimonio que este, que aún sin tener las capacidades necesarias para vencer, Dios te ha dado el triunfo, así que creele a Dios y en el poder de su Palabra. Amén.

La gracia de nuestro Señor Jesucristo sea con todos ustedes,
Fabio R. Ventura
http://www.caminandocomojesus.com


|Abreviaturas de las diferentes Biblias utilizadas:
RVR1960 | Reina-Valera 1960

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s